Navigation – Plan du site
Bulletin platonicien
Tradition platonicienne : éditions, traditions et littérature secondaire

Han Baltussen, Philosophy and exegesis in Simplicius. The methodology of a commentator

Francisco L. Lisi
p. 221-223
Référence(s) :

Han Baltussen, Philosophy and exegesis in Simplicius. The methodology of a commentator, Duckworth, Londres, 2008, 292 p.

Texte intégral

1Simplicio (ca. 490-ca. 560 d. C.) pertenece al grupo de filósofos neoplatónicos que vivieron el cierre de la Academia de Atenas en el 529 d. C. Nacido en Cilicia, Siria, su vida transcurrió entre Alejandría y Atenas. En Alejandría fue alumno del discípulo de Proclo Amonio de Hermia y de Damascio en Atenas. Es conocido por sus comentarios de la obra de Aristóteles y del Manual de Epicteto. Su figura es importante no sólo como comentarista, sino también como transmisora de muchos y extensos fragmentos de obras hoy perdidas. Simplicio representa la finalización de una larga tradición de comentarios que se extendió durante más de un milenio. B. lo considera la cima de esa tradición de comentario y el fin de la teología racional pagana tal como se encarnaba en el pensamiento neoplatónico (2, 8 et passim). B. trata de defender no sólo la importancia de Simplicio como transmisor y comentador de textos, sino también su originalidad como pensador, en especial estudia su método que muestra una impresionante erudición y una gran originalidad como comentador, aspecto que subraya el autor de la obra aquí comentada. Simplicio trata de armonizar a todos los filósofos griegos para integrarlos en una larga tradición y oponerlos al cristianismo, desautorizando la crítica cristiana que ponía el acento en su disenso. Los comentarios son escritos en un horizonte de debate religioso que muestra la especificidad del pensamiento del filósofo neoplatónico y del neoplatonismo en general, dado que – a diferencia de su oponente, el cristianismo – la búsqueda de las coincidencias en la tradición filosófica no implica el abandono de una posición crítica respecto de las posiciones de sus antecesores. En la tradición neoplatónica, Simplicio intenta armonizar especialmente a Platón y Aristóteles. El platonismo es considerado la culminación de la filosofía griega y Aristóteles y sus secuaces son sólo una parte de la tradición platónica. Aristóteles era leído como una introducción al pensamiento de Platón.

2Poco se conoce de la biografía de Simplicio, pero un hecho trascendental – el cierre de la Academia de Atenas- tiene que haber marcado su vida, pues pertenece al grupo de filósofos que tuvo que abandonar la ciudad y refugiarse en el corte del imperio sasánida, de donde pudieron regresar al imperio bizantino por un acuerdo de Khosrau I con Justiniano I en el 533. No se sabe dónde Simplicio escribió sus comentarios, aunque la gran cantidad de obras que parece haber tenido a su disposición excluyen toda ciudad menor y ponen Atenas, Bizancio o Alejandría como posibles lugares de investigación. Bizancio queda descartada por la presión que habría sufrido allí por parte de los cristianos. Contrariamente a lo que suponen algunos autores, B. cree que los comentarios no fueron escritos para ser utilizados en clase de manera real, sino que Simplicio los escribió entre 533 y 540 – al retorno del exilio- para una audiencia potencial, más que real, dado que las actividades didácticas estaban prohibidas para los paganos. Hay otra hipótesis más plausible. Tal como iba a ocurrir un milenio más tarde, Simplicio podría estar preocupado por preservar la tradición filosófica y religiosa del paganismo a través de sus obras. Esto explicaría, en parte, las largas y ajustadas citas de sus predecesores que acompañan sus textos. Da, además, una razón de por qué Simplicio se separa de la tradición en la forma de citar y se preocupa por diferenciar con claridad las citas de otros autores de sus propias palabras.

3El libro de B. consta de una introducción, seis capítulos, un epílogo y tres apéndices. En la introducción (1-19), una breve caracterización del neoplatonismo (10 ss.) precede una presentación realmente demasiado sumaria de la vida y obras de Simplicio (12 ss.). Una descripción del método y el plan de la obra cierran la introducción (14-19). B. presenta su libro como una síntesis de las investigaciones recientes y considera que su aportación es el tratamiento de Simplicio no como un mero transmisor de la filosofía anterior, sino como un verdadero pensador original, centrándose en la cuestión de cómo y de qué manera llevó a cabo sus comentarios. Contrariamente a lo que cabría esperar para alcanzar una meta semejante, B. no considera una prioridad establecer el contexto y los hechos básicos de la biografía del filósofo (16), sino que se centra en su relación con los textos que comenta y los que trata en sus comentarios. En esa aproximación encuentra B. la originalidad del filósofo.

4La primera parte del trabajo, que incluye los capítulos 1 a 3 se concentra en el uso que hace Simplicio de las fuentes de filosofía clásica desde los presocráticos hasta los primeros peripatéticos, pasando por Platón y Aristóteles. En primer lugar, aborda el problema de las fuentes a las que tenía acceso el filósofo y la forma en que los utilizaba en sus comentarios, que según B. se distinguen del resto de la tradición neoplatónica (21-53). No sólo crea Simplicio una nueva forma de narrar, sino que muestra una cierta independencia de juicio acerca del texto (32, 52 et passim). En el análisis del uso que hace el comentarista de las fuentes presocráticas, B. estudia en especial tres casos : Parménides, Empédocles y Anaxágoras (54-87). La importancia de Teofrasto para el estudio de los textos aristotélicos queda en evidencia en el capítulo dedicado al liceo antiguo (88-106). Simplicio utilizó también profusamente las obras de Eudemo de Rodas en su comentario a la Física de Aristóteles.

5La segunda parte del libro (107-195) está dedicada a la utilización de los diferentes comentadores tardíos de Aristóteles y Platón. Según B., Alejandro de Afrodisia es el sustento principal y la guía de los comentarios de Simplicio (107-136). Al analizar la tradición platónica, B. subraya la importancia de Plotino, Amonio, Siriano y Damascio como representantes de una tradición de comentaristas a la que se suma Simplicio. Para B., la figura de Proclo ocupa un lugar secundario en la obra del filósofo (136-171). Esta parte cierra con un análisis de la defensa del paganismo que lleva a cabo Simplicio, que B. localiza en una tradición retórica relacionada con la polémica filosófica (172-195). El trabajo cierra con un epílogo (196-209) que resume los resultados obtenidos. Tres apéndices sobre la supuesta biblioteca de Simplicio, sobre las referencias a Alejandro en la Física y las apariciones de la palabra symphonia en los comentarios a la Física, el Sobre el Cielo y las Categorías, además de una bibliografía, un índice de pasajes, de nombres y de temas culminan el volumen. La bibliografía no contiene todas las obras a las que se hace referencia en el texto, lo cual muestra una cierta despreocupación (cf. p. ej. Tardieu 1989 : 230, n. 96., Opsomer 2000 :229, n. 81 y varias más).

6El valor principal de este trabajo es presentar una síntesis de las diferentes investigaciones sobre el tema que puede servir como introducción para aquellos que quieran investigar el pensamiento del último filósofo pagano. No obstante, hay muchas generalidades que podrían haberse obviado ya que son conocidas para una persona medianamente culta. Asimismo, las abundantes repeticiones alargan innecesariamente un argumento que habría ganado mucho si se hubiera presentado de forma más concisa.

Haut de page

Pour citer cet article

Référence papier

Francisco L. Lisi, « Han Baltussen, Philosophy and exegesis in Simplicius. The methodology of a commentator », Études platoniciennes, 9 | 2012, 221-223.

Référence électronique

Francisco L. Lisi, « Han Baltussen, Philosophy and exegesis in Simplicius. The methodology of a commentator », Études platoniciennes [En ligne], 9 | 2012, mis en ligne le 01 mars 2014, consulté le 25 mars 2017. URL : http://etudesplatoniciennes.revues.org/312

Haut de page

Droits d’auteur

© Société d’Études platoniciennes

Haut de page
  • Revues.org